Obesidad: La batalla que perdimos

Lo sé, es un golpe bajo. Pero el caso de Ronaldo Nazário, después de la ruptura de su tendón rotuliano derecho, ilustra de forma ejemplar lo que ha sucedido desde comienzos de siglo hasta hoy. La involución, el declinamiento del estado de salud de la población mundial, donde el exceso de peso y el sedentarismo han aumentado de forma abrumadora.

En Chile la obesidad aumentó de un 23,2% el 2003 a un 31,2% el 2016 en mayores de 15 años . El sedentarismo se mantuvo parejito alrededor del 88% en el mismo periodo. Eso considerando que en los últimos 20 años se han hecho múltiples esfuerzos para fomentar una dieta saludable y ejercicio físico regular.

Una catástrofe para algunos, una clara oportunidad de mejorar para otros. Así como logramos exitosamente disminuir el consumo de tabaco, la intervención precisa y concreta en publicidad, empaquetado y venta de productos de bajo valor nutricional (sellos negros), más la habilitación de medios de transporte y lugares de recreación al aire libre (ciclovías y plazas), pueden darle un giro muy favorable a la salud de los chilenos.

Así como el “Fénomeno” brasilero, NO es demasiado tarde para nosotros si anhelamos de verdad recuperarnos de la malnutrición y la inactividad física. Perdimos la batalla, pero no la guerra.

Fuente: Encuesta Nacional de Salud 2016-2017

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s